“Uso de plugins”

Gracias a los plugins puedes convertir, por ejemplo, tu blog WordPress en una tienda de comercio electrónico completa o puedes incrementar tus visitas sin esfuerzo alguno gracias a un truco que verás un poco más abajo en este post.

Sólo en el repositorio oficial de WordPress.org ya hay en este momento más de 25.000 (!!) plugins y eso quiere decir que prácticamente siempre que te surja una necesidad de algo ya existirá algún plugin que la resuelva. En mi caso, por ejemplo, en más del 90% de los casos es sólo cuestión de buscar y localizar entre varias opciones el plugin que más se ajusta a mi necesidad.

Todo esto hace que si eres blogger, incluso aunque no uses WordPress.org, deberías conocer bien lo que es un plugin de WordPress. Tienen tanto potencial que es fácil que sean la razón definitiva que te incline a migrar a WordPress con hosting propio desde tu plataforma actual, ya que los plugins solamente se soportan en WordPress.org,  ni WordPress.com, ni Blogger disponen de esta característica tan potente.

¿Qué es un plugin exactamente?

Los plugins son componentes de código, es decir, programas que se instalan en WordPress para ampliar su funcionalidad estándar.

Funcionan de manera muy parecida a cómo lo hacen, por ejemplo, también las extensiones o complementos para los navegadores web y están hechos con las mismas tecnologías que WordPress, es decir, están programados en PHP, y usan HTML, hojas de estilo CSS y JavaScriptpara la parte de interfaz de usuario.

La gracia de los plugins está en que con ellos se puede implementar prácticamente cualquier cosa que te puedas imaginar y es eso lo que hace WordPress tan versátil y tan potente hasta el punto de que, en realidad, vale para mucho más que para montar solamente blogs. Muchas veces se usa, por ejemplo, para webs de mediana complejidad que no son un blog como, por ejemplo, webs corporativas o sitios de comercio electrónico.

Además, si tienes una necesidad muy especial y no encuentras el plugin adecuado, que ya es difícil, se puede desarrollar uno a medida. Para ello puedes encargarlo a un profesional en marketplaces como, por ejemplo, oDesk o Elance.

 Ejemplos de lo que es posible con los plugins de WordPress

Para que te hagas una idea más concreta de lo que es posible con los plugins de WordPress lo mejor es que veamos algunos ejemplos juntos. A la vez, esto te debería dar unos buenos criterios por si aún no usas la opción de un blog WordPress con hosting propio y te estás planteando usarlo.

La referencia principal para los plugins de WordPress es el repositorio oficial de WordPress.org, allí puedes encontrar la mayoría de ellos y que son en total más de 25.000 y, además, tienes la tranquilidad de que te los estás bajando de un sitio de confianza.

Otros sitios de confianza pueden ser, por ejemplo, blogs y revistas online conocidas que hablen de WordPress, proyectos de software libre y lógicamente también los fabricantes “premium”, es decir, los que ofrecen plugins de pago. En otro post hablaré un poco más de estas fuentes y haré recomendaciones concretas.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s